packaging - Logos

¿Qué es el packaging?

El packaging es el proceso de diseño, evaluación y producción de paquetes. Éste tiene como objetivo contener, proteger, conservar, transportar, informar y vender. En términos publicitarios, el packaging tiene como objetivo atraer la atención de los clientes y ser la principal venta de comunicación hacia el consumidor. La presentación de un producto es fundamental, tanto, que puede determinar que éste sea un éxito o un fracaso. Así pues, un cliente se decanta por un producto u otro fijándose en la etiqueta, la caja, el envase que lo presenta. Por lo tanto, por mucha publicidad o calidad de éste, la imagen del producto es lo que determina la decisión de compra.

De este modo, un buen packaging es el elemento que hace más perdurable la imagen de marca de un determinado producto. Aspectos como que contenga un diseño atractivo, que sea reutilizable y su funcionalidad  son determinantes para que el envase se convierta en un valioso añadido producto final. Posteriormente, es el momento clave de establecer una comunicación directa con el consumidor, de mandarle un mensaje que le ayude a decidir en el instante crucial.

packaging - logotipos

La importancia del packaging para la compra de un producto.

 

Cada marca tiene una serie de características que la diferencian de su competencia. En el marketing, el packaging es una herramienta esencial para la decisión de compra de un producto. Para obtener un packaging único, hay que tener en cuenta estos cuatro elementos:

En primer lugar, hay que determinar la función del producto. En este caso, la del packaging es la de protegerlo de los daños. El packanging protege durante el traslado, desde la fábrica hasta los diferentes puntos de distribución, y por otro lado, en la misma tienda.

Seguidamente, la atracción que tenga el producto provocará llamar la atención del cliente que está indeciso por decantarse entre otros muchos. Por este motivo, las empresas llevan a cabo estudios de mercado sobre esquemas de color, diseños y tipos de packaging para productos que sean los más llamativos para los consumidores.

Por otro lado, el packaging también contiene información del producto. La promoción de éste es primordial para ayudar a vender el producto puesto que permite que los clientes potenciales obtengan la información necesaria para realizar la decisión de compra. De esta forma, el cliente puede adquirir el producto sin tener que preguntar las características al vendedor.

Finalmente, el packaging tiene la potestad de diferenciar una marca o de otra. Esto se debe a que el packaging  de un producto puede contener el nombre, el logotipo y los colores corporativos de una empresa. Consecuentemente, esto ayudará a los consumidores a identificar el producto mientras éste se encuentra distribuido en un estante frente a su competencia. No obstante, cabe tener en cuenta que si el packaging del producto cambia, podría llegar a alterar la percepción de la empresa, aunque no signifique que el comprador no lo adquiera.

¿Eres de los que se fijan en el packaging o compras a la aventura?